Los mayores “no venden” en los medios de comunicación.

Publicada en Publicada en Familia, Sociedad

No negare, que “crear contenidos propios” para una web o blog como es el caso, no es nada fácil. Y por ello, recurro a diversas fuentes para que me sirvan a modo de inspiración o me sugiera ideas para llevar a cabo.

Dentro de esa dinámica, tengo al “Instituto de Ciencias para la familia” (ICF) de la Universidad de Navarra, el cual edita un boletín con diversa información, donde la base es la familia. Y como consecuencia de haber recibido el último boletín he descubierto un documento llamado “La imagen de las personas mayores en los medios de comunicación”.

De entrada el citado documento me ha hecho reflexionar un poco-esta vez soy yo quien reflexiona, y no te hago trabajar a ti amiga o amigo lector- y tal, es la reflexión, que me ha llevado a recordar uno de los motivos por los que decidí llevar a cabo y hacer realidad el programa de radio durante dos años dirigí y presente en “esRadio-Murcia”.

Y es que, entre los argumentos que en su día utilice, para llevarlo a cabo, fue que la familia, aunque parezca mentida, apenas está en “los medios” con el peso que realmente debieran. De hecho creo recordar que algún que otro programa lo dedicamos a los abuelos.

Y es que según la autora del documento anteriormente citado-el de los mayores y los medios de comunicación-, a…,”pesar de que en España más del 17% de la población son personas mayores, su presencia en los medios de comunicación es escasa y, frecuentemente, inadecuada.  Además de que la imagen que se difunde desde los medios no se ajusta a la realidad de nuestros mayores de hoy, ni refleja su pluralidad.”

De todas formas, esto de la vejez no afecta tan solo a España, sino que en  Europa los niveles de envejecimiento son una realidad demasiado innegable como para no quererla ver. De hecho se supone que en el 2050 si se sigue al ritmo que llevamos a fecha de hoy, seremos el segundo país más envejecido del mundo con una población de “mayores de 65 años” del 33% de su población.

Es evidente que envejecemos a pasos agigantados y “no estamos adecuando el futuro” a todo esto, aunque a nivel personal, parezca que si-la esperanza de vida está mejorando-, a nivel de los estados, ¡es otra cosa!

Ejemplo clarificador, la cuestión de las pensiones, ¡cuestión de futuro nada clara!.  ¡Por cierto!, si de verdad se aplicarán políticas de estimulo familiar, donde se facilitará un incremento del índice de natalidad, a lo mejor el efecto se frenaba o incluso se invertía en el sentido de disminuir el tema de nuestros mayores.

Pero, volvamos al tema que nos ocupa. En el citado documento, se hace alusión a las épocas del año en las que nuestros “mayores”, aparecen en los medios, épocas como…, el verano, las vacaciones navideñas, es decir, cuando menos carga informativa, podemos tener. Es entonces, cuando los medios, “se acuerdan” de nuestros mayores.

En palabras de la autora del documento…”Se habla entonces de soledad, de abandono, de los llamados “abuelos golondrina” siempre con su maleta de casa de un hijo/a a la de otro/a y en ninguna recibido con alegría…” Todo ello sin tener en cuenta otro tipo de noticias o información, como puede ser cualquier tipo de tragedia humana.

Por desgracia, se les considera más una carga que otra cosa, y es que la sociedad que nos ha tocado vivir, lo devora todo…nadie se acuerda que hasta hace unos pocos años, esa misma persona, han soportado con su sueldo y sus impuestos a los que no trabajaban por que no querían o no podían…y es ahora, cuando estas personas tienen derecho a descansar y a que se les reconozca su trabajo.

Por lo tanto se puede decir si miedo a equivocarnos que los medios de comunicación aportan una visión descarnada y negativas de nuestros mayores. Sin embargo, no debemos de olvidar que…, “Las personas mayores aportan un total de casi 12 millones de horas de trabajo informal de cuidados a la semana, atendiendo a sus nietos/as.” Y que…, “las mujeres son el 62% de todas las personas mayores que cuidan niños.”

Y en palabras de Gregorio Rodríguez Cabrero…“Además de 2,5 millones de horas semanales en cuidado de adultos. El cuidado complementario de los niños por abuelas y abuelos, aunque con diferente intensidad, hace posible el trabajo de la mujer (la hija, la nuera)”. Es decir, en parte gracias a ello, muchos podemos salir a formar parte del mundo laboral.

Sin duda han de ser escuchado, tienen mucho que decir y contar desde su experiencia de vida. Con este panorama, hemos de luchar para que los mayores dejen de ser… “esos personajes que no venden”, y pasen a ser unos personajes “más activos”,  y no solo como tabla de salvación de algunos en los malos momentos.

Guardar