¿Conoces las conductas adictivas a internet?

Publicada en Publicada en Sociedad Digital

Acabo de descubrir un estudio-uno más dentro del universo cibernético-, que habla sobre las “Conductas Adictivas a Internet” (CAI) entre los adolescentes Europeos, es del año 2012 y quizás ya lo conozcas, pero de vez en cuando viene bien recordar cuestiones como estas, para que nunca perdamos de vista los riesgos que corremos si no somos conscientes de ellos.

El citado estudio engloba a jóvenes de…, Islandia, Alemania, Polonia, Países Bajos, Rumania, Grecia y España. En nuestro querido país el estudio ha corrido a cargo de “protegeles.com”, portal del que ya alguna que otra vez hemos mencionado y recomendado desde estas líneas.

De entrada se nos aclara lo que quiere decir CAI. Es un patrón de comportamiento caracterizado por la pérdida del control sobre el uso de internet.-Cuestión ya bien trabajada en este blog- Y que si no somos capaces de tener controlado nos puede llevar a un aislamiento y descuido en las relaciones sociales, como también a la hora de realizar las actividades de todo tipo, ya sean estas de índole académica, como de índole recreativa. Desembocando incluso en problemas de salud e higiene personal. ¡Ahí es nada el tema!

La muestra utilizada para llevar a cabo dicho estudio, ha sido de… 13.300 cuestionario correctamente cumplimentados, además de otros elementos, como pueden ser test de adición, juegos, etc.…, en cada país la muestra ha sido aproximadamente de 2000 cuestionario. No obstante toda la información la tienes en el pdf que te facilitamos con este “post”.

Pero pasemos al desarrollo del estudio, de entrada junto con Rumania y Polonia, somos los países donde se corre más riego de adquirid esas “conductas adictivas”. Y además a mayor edad, es decir, aquello adolescentes que son mayores en edad y cuyos padres presentan un menor nivel educativo, son más propensos a terminar con algún CAI.

¿Y cuáles son esas conductas de alto riesgo que deben de ponernos en guardia? Destacan el grooming, los contenidos sexuales, el ciberbullying, entre otros. Los dos últimos, creo que no han de ser explicados, al menos a priori. Pues por desgracia el tema de los contenidos sexuales, no solo se da en el acceso a internet. En cuanto al ciberbullying, ya hemos desarrollado algún que otro post.

Pero, ¿y el grooming?, ¿qué es?, ¿qué significa?…, es una serie de conductas y acciones deliberadamente emprendidas por un adulto con el objetivo de ganarse la amistad de un menor de edad, creando una conexión emocional con el mismo, con el fin de disminuir las inhibiciones del niño y poder abusar sexualmente de él. Como podrás comprobar, los regos son bastante altos, como para pasarlos por alto en casa. Es por tanto, necesario que los padres en sintonía con los colegios y las administraciones del estado, sepamos educar a los jóvenes a la hora de saber hacer frente a todo estos riegos. Pero teniéndose claro, que “los primeros y responsables” de la educación de los hijos somos los padres. No vaya a ser, que alguien  tenga la tentación de adquirir el monopolio.

Todo lo dicho hasta el momento en cierto modo es puede ser consecuencia de las actividades que los jóvenes realizan en internet, como puede ser el uso de redes sociales, utilización de juegos de azar en internet-aquí según el informe nos ganan los chicos rumanos y griegos-, incluso los juegos de ordenador. En definitiva, como se ha dicho anteriormente, los padres hemos de crear sinergias positivas que refuercen el autocontrol de los chic@s a la hora de interactuar con internet.

De todas formas, el estudio que nos ocupa, nos facilita cuatro perfiles-tipo de adolescentes digitales…, “Struck Online”, que hace un uso excesivo de la red a la vez que descuida su rutina diaria, realizando actividades especificas “online”, lo que le puede llevar a sufrir alteración del sueño, ansiedad, etc. “Hacedor de malabarismos”, que necesita conocimientos, vivencias, tanto en línea como el offline, y que suele tener buena relación social tanto afuera como adentro de la red. Es muy parecido al anterior, pero con la diferencia de que sabe cuando cortar, es capaz de auto controlarse. El último, el llamado “matador de tiempo”, no tiene nada que le atraiga, solo… ¡eso!, matar el tiempo.

De todas formas estos casos-tipo no se dan de una forma tan clara y determinada, siempre como en todo-como ocurre con el carácter- el resultado siempre es la combinación de los diferentes tipos. Lo importante es estar al quite y saber descifrar todo cuanto nos rodea a cada uno.