Internet no es un sito anónimo

Publicada en Publicada en Educación, Sociedad Digital, TIC

familiaPara que un padre pueda afirmar de que su hijo, o hija es de “fiar”, es imprescindible que en cierto modo los conozca. Y que a su vez, en ese proceso llamado “educación” se les proporcionen las herramientas que ha de conformar su ser y su saber hacer. En definitivo, todo aquello que les ha de llevar a saber como actuar en todo momento, estemos o no estemos delante.

¡Ya se!, que esto es fácil de decir “o escribir”, lo difícil es de llevarlo a la practica. No te lo discuto, ademas, si a tu hijo o hija, le sumas alguna tipo de “trastorno o discapacidad”, ¡no te digo!, pero al margen de ello, lo normal, es que te den ciertos dolores de cabezas a la hora de educarlos.

De hecho, entre los desencadenantes de esos dolores de cabezas pueden estar el uso de terminales móviles, tabletas y smartphones, cuestión que nos ha recordado no hace mucho el periódico “ABC” en su articulo “Diez consejos para que controles la tablet o el móvil de tu hijo” fechado el pasado 8 de enero.

Y al igual que hace el periódico, yo quisiera aprovechar y volver a dar un toque de atención a todos aquellos padres que por un motivo u otro han regalado o permitido que algún familiar lo haya hecho y tengan un hijo o una hija, con un dispositivo de estas características. También es necesario recordar que en España cada vez la edad de iniciación de nuestros chavales a la hora de utilizar unos de estos dispositivos, es más temprana. Tres de cada diez menores de 10 años es dueño de un móvil.

Muy posiblemente, surgen lectores que pretendan ponerme “a caer de un guindo”, pero mi idea es tan solo la de colaborar y ayudar a que todos participemos de alguna, en la formación  de “ciudadanos responsables”. Y cómo nos recuerda el portal “protegeles.com”, “internet no es un sito anónimo”, aunque existan mecanismo para que en un principio podamos “pasar desapercibidos” o en todo caso podamos mantener “cierta privacidad”. Por otro lado, es necesario recordar a nuestros “retoños”, que los mayores de 14 años tiene responsabilidades penales. Y que lo que hagan los menores de esa misma son los padres los responsables.

Una vez dejado claro lo anterior, se hace necesario poner unas norma de uso y manejo de los dispositivos electrónicos de los que venimos hablando. Normas como puede ser…. el establecimiento de un horario de uso tanto entre semana como durante el fin de semana. Acordar donde se puedes hacer uso de los dispositivos y donde no. Siendo vital el acostumbrar a los “peques” y “los no tan peques” que durante reuniones de familiares, comidas, cenas, etc, no se haga uso de los citados dispositivos. Y sobre todo, no permitirles hacer uso de los mismo en sus habitaciones y mucho menos con la puerta cerrada.

Coloquemos “antivirus” -los hay gratuitos y son muy buenos- en los dispositivos y al principio navegar con ellos, de este modo se les ira instruyendo en la forma más adecuada de navegar por internet.

Ya sabes que si te introduces en el ciberespacio sin tener un lugar especifico en el que entrar, puedes terminar en cualquier sitio y eso puede ser prejudicial para ti, para tú dispositivo. ¿Y es que si esto ocurre con los mayores, que no puede ocurrir con los más jóvenes de la casa?